Arquitectura

La Ruta del peregrino: una travesía entre la Arquitectura y la Fe

Más de dos millones de personas al año la recorren y hacerlo puede significar una experiencia religiosa, de paisaje y de turismo arquitectónico  

La Ruta del peregrino: una travesía entre la Arquitectura y la FeVista aérea del Santuario diseñado por Ai Wei Wei

Share This

  • linkedin
  • google+

Más de dos millones de personas al año la recorren y hacerlo puede significar una experiencia religiosa, de paisaje y de turismo arquitectónico  

arquitectura_y_empresa_ruta_general
La Ruta del Peregrino es un camino de 117 kilómetros que cada Semana Santa es recorrido por fieles para los cuales se han dispuesto una serie de intervenciones arquitectónicas diseñadas por oficinas y artistas reconocidas internacionalmente. La travesía inicia en el pueblo de Ameca y termina en el Santuario de la Virgen del Rosario, en el pueblo de Talpa, ambas poblaciones en el estado occidental de Jalisco, México. 

arquitectura_y_empresa_diagrama_general
En el camino existen montañas, ríos, espacios para orar y para admirar la naturaleza. Entre los árboles y entre los pequeños poblados dispersos a lo largo del camino, es posible encontrar albergues, santuarios o miradores diseñados por artistas entre los que se encuentran Ai Wei Wei y despachos de arquitectura como los encabezados por Rozana Montiel, Luis Aldrete, Tatiana Bilbao, Derek Dellekamp, Alejandro Aravena de Elemental, entre otros.
arquitectura_y_empresa_Capilla_abierta
Una de las primeras obras que es posible ver a lo largo del recorrido es el Monumento a la Gratitud, pieza diseñada por la arquitecta Tatiana Bilbao. Se trata de 4 monolitos blancos de concreto cuya disposición en planta recuerdan a la imagen de la cruz. Es un santuario que evitar crear un espacio interior y más bien referenciar unos de los símbolos más importantes del catolicismo, al tiempo en que refuerza un punto de reunión en lo alto de un cerro. 

arquitectura_y_empresa_Torre_sin_mirador
arquitectura_y_empresa_Torre_sin_mirador_nivel_peaton
Posteriormente uno podrá observar la obra del despacho suizo Christ & Gantenbein, la llamada Torre sin Mirador, ubicada en el Cerro del Obispo. Al igual que el Monumento de la Gratitud, esta torre fue realizada con concreto y se alza por encima de un paisaje montañoso y tiene poco más de 26 metros. En su base tiene un pequeño acceso desde el cual se entiende que más que un monolito se trata de un volumen hueco en forma de ameba. 
arquitectura_y_empresa_Torre_sin_mirador_vista_interior
arquitectura_y_empresa_Santuario_AiWeiWei
arquitectura_y_empresa_vista_aerea_santuario_AiWeiWei
Posteriormente en el camino viene el Santuario de la Estanzuela de Ai Wei Wei Fake Design. Se trata de una línea en el territorio que por un lado provoca formalmente una excavación en el sitio y por otro un volumen que sobresale y se proyecta en altura, aprovechando la pendiente y materiales del sitio.arquitectura_y_empresa_Mirador_circular
Para cuando llegan los peregrinos al Mirador de los Guayabos y al Mirador Espinazo del Diablo estos encontrarán otra pieza escultórica de concreto permitirá albergar más claramente a los peregrinos de la lluvia o del sol y proveerles un lugar cubierto para descansar. De planta circular y con circulación en espiral, se sube por esta para llegar al nivel de observación. El diseño de este proyecto estuvo a cargo del despacho de arquitectura suizo HHF.
arquitectura_y_empresa_mirador_cruces
La penúltima escala de los visitantes será el Mirador del Cerro de las Cruces diseñado por el despacho chileno Elemental, a cargo de Alejandro Aravena. Finalmente, el trayecto se completa con la obra de las oficinas encabezadas por los arquitectos Derek Dellekamp y Rozana Montiel.arquitectura_y_empresa_Templo_vacío_circular
Se trata de un anillo blanco de concreto colocado entre los árboles, apoyado sobre el suelo y definiendo los accesos al centro a través del juego natural de pendientes en el territorio. Su forma tan simple y contundente, ajena a la topografía y a la vegetación, provee de un punto central que sire de cierre para la ruta en su totalidad.
arquitectura_y_empresa_Templo_vacío_circular2
En términos de arquitectura, la Ruta del peregrino muestra a quienes la recorren un compendio de herramientas disciplinares para lidiar en simultáneo con varios problemas que requieren de una sensibilidad con los visitantes y con el territorio y paisaje. Por un lado se trata de albergar a creyentes en un camino escarpado, a veces tranquilo y en otras retador; por el otro de sugerir experiencias con el entorno que remitan a cierta espiritualidad pero sin imponer tajantemente ningún significado o metáfora por medio de la forma.  

Dellekamp Arquitectos, Rozana Montiel, Tatiana Bilbao Estudio, Ai WeiWei, Elemental, HHF, Christ & Gantenbein.
Fotografías de Iwan Baan

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.